El neonazi que asesinó al hincha vasco, Aitor Zabaleta, fue sorprendido al meter droga en la cárcel tras un permiso

Aitor Zabaleta, hincha de la Real Sociedad

Ricardo Guerra Cuadrado, el ultraderechista condenado a 17 años de prisión por el asesinato del hincha de la Real Sociedad Aitor Zabaleta en 1998, vuelve a estar en el ojo del huracán. Esta vez, después de que la Policía le sorprendiera con una faja repleta de droga a su regreso de un permiso carcelario, en el Victoria Kent de Madrid.
Fue precisamente en otro permiso, hace trece años y medio, cuando Guerra Cuadrado, miembro del grupo neonazi del Atlético de Madrid Bastión, acuchilló hasta la muerte a Zabaleta. Ocurrió, como se recordará, antes del inicio de un partido entre los dos equipos, en las inmediaciones del estadio Vicente Calderón.
Este 17 de mayo, jueves, Ricardo Guerra regresaba de un permiso alCentro Penitenciario de Inserción Social Victoria Kent, donde cumple condena en segundo grado por el asesinato de Zabaleta. El ultra, un personaje nada brillante, fue sorprendido en el pertinente cacheo de entrada con nada menos que 150 bellotas de hachís encima. Las llevaba en una bolsa azul, oculta en el interior de su ropa, a la altura del cinturón, informaron a ABC fuentes policiales.

Más de 1,6 kilos
El asesino de Aitor Zabaleta, sorprendido al meter droga en la cárcel tras un permisoEn total, Guerra Cuadrado portaba más de 1,6 kilos de la droga. Indicativos policiales de la comisaría de Arganzuela fueron avisados a las 20.30 de ese día por parte del Victoria Kent, y quedó nuevamente detenido. Lo que se investiga ahora es si el asesino de Aitor Zabaleta pretendía meter el hachís dentro de la prisión y venderlo él mismo o si trabajaba para otro preso.
Buena parte del historial delictivo de Ricardo Guerra se ha desarrollado parcialmente en paralelo a sus permisos carcelarios. Cuando la noche del 8 de diciembre de 1998 apuñaló a Zabaleta por el mero hecho de ser vasco e hincha de la Real, disfrutaba del tercer grado, precisamente, en el mismo Victoria Kent.
Acuchillo a un joven en una discoteca
Entonces, se encontraba preso en régimen abierto tras haber apuñalado a otro joven en una discoteca madrileña. Dormía en prisión de lunes a jueves y salía los fines de semana. Cuando esto se supo, la polémica no tardó en saltar, puesto que la Junta de Tratamiento de Alcalá-Meco había emitido un informe que desaconsejaba que se le diera el tercer grado por su personalidad agresiva.
Ya condenado por el crimen de Zabaleta, en 2006, su nombre volvió a los titulares de los periódicos. El 20 de julio, ABC titulaba: «El asesino de Aitor Zabaleta disfrutará de tres días de permiso penitenciario en septiembre».
La Sección 5ª de la Audiencia Provincial así lo dictó, también en contra del criterio del juez de Vigilancia Penitenciaria, el fiscal y la Junta de Tratamiento de Soto del Real. Le habían denegado dos permisos anteriores por su «alta peligrosidad».
Un crimen que cruzó fronteras
Aitor Zabaleta Acudió a Madrid junto a una peña femenina de su equipo el 8 de diciembre de 1998. Miembros del grupo ultra Bastión le rodearon y Guerra lo mató. Tenía 28 años
Ricardo Guerra De filiación neonazi, tenía 23 años cuando mató a Aitor: salió «de caza» con otros ultras del Atlético de Madrid.

Leave a Reply

Escuela Fútbol Rebelde
Fútbol, Ideas y Revolución
No soy un libertador. Los libertadores no existen. Son los pueblos quienes se liberan a si mismos
Ernesto Che Guevara
Traducir
Contacto y Redes Sociales

Correo:

Correo

Twitter:

FRtwitter


Facebook
FacebookFR

Google+

Estadísticas del FR

estadisticasFR50 copia

BanderaFRondas

Twitter
Talleres y Actividades

AFICHE-SERIES-FR-Aclarado.jpg

El Fantasista40

ciclo cine FR

unete al estrella

Medios Populares

FR contra el capitalismo

barra lateral copia

AIT

againsfm copia

diegonofn copia

FR antiracista copia

anti-represion1 copia

no+afp1

mapuche copia

Internacionalismo
Translate »