Glasgow Rangers sancionado por deudas con Hacienda, ¿y en el Estado español?

El Estado español es con diferencia el país que más equipos en concurso de acreedores. En la primera división Rayo, Racing, Zaragoza, Betis, Granada y Mallorca se encuentran en esa situación. Una situación sin comparación en el resto del continente. Y es que a diferencia de las empresas del resto de sectores, los equipos de fútbol de primera división suelen salir del concurso con una deuda menor y sin peligrar su continuidad. Por el contrario, la mayoría de las empresas que entran en situación de concurso de acreedores terminan siendo liquidadas.
Una de las causas del recurrente recurso al concurso de acreedores es que hasta ahora suponía impedir el descenso de categoría por impagos a los jugadores (ver post Ley Concursal y Sociedades Anónimas Deportivas). Con la reciente reforma de la ley concursal, los equipos ya no podrán evitar ese descenso.
Pero en el resto de Europa las medidas son mucho más duras. Primero fue el Portsmouth inglés al que le sancionó con nueve puntos que le abocaron al descenso y ahora es el Glasgow Ranger a quien la entrada en concurso le ha supuesto un descuento de diez puntos que le impiden tener alguna oportunidad de revalidar el título de liga obtenido la pasada temporada.

Aquí en España nos costaría mucho pensar que el Madrid o FC Barcelona, equivalentes patrios a la importancia del Rangers en Escocia, fueran sancionados hiciera lo que hicieran. No hay más que recordar lo ocurrido en la Copa del Rey del año 2000 en el que el FC Barcelona no se presentó en un partido ante el Atlético de Madrid. El reglamento establece que no presentarse a un partido de Copa del Rey implica la expulsión de ese equipo del torneo durante un año. Sin embargo, la RFEF se saltó su propio reglamento y permitió a los azulgranas disputar la Copa del Rey del siguiente año. O la aberración de la liga de 22 equipos de 1995 cuando la LFP aplicó la sanción del descenso a segunda a Celta y Sevilla que después rectificó pero sin tampoco retirar el derecho a participar a los dos equipos que habían recuperado la permanencia gracias la sanción a dichos equipos.
Pero lo aún más sorprendente del caso del Rangers es que el desencadenante del concurso es la deuda con la Hacienda británica por importe de 90 millones de euros. Mientras en España los datos oficiales indicaban que en 2009 la deuda de los equipos de fútbol con Hacienda ascendía a 627 millones de euros. Y por supuesto en estos dos años ninguno de ellos ha sido sancionado con pérdida de puntos en la competición ligera.
Mientras en Alemania la Bundesliga se muestra orgullosa de pagar más de 600 millones de euros anuales en impuestos y en el Reino Unido se castiga los impagos con Hacienda, el fútbol español sigue siendo impune ante Hacienda. Es un problema de país. Si no somos capaces de exigir que un equipo de fútbol cumpla con sus obligaciones, ¿qué podemos esperar que pase con los banqueros y los poderosos?
EL CASTIGO
En la tarde del martes se confirmó que el Glasgow Rangers entra en suspensión de pagos y automáticamente la pregunta que se hacen los aficionados escoceses es cómo repercutirá la desesperada situación del histórico club en el fútbol de toda Escocia, de por sí ya deteriorado en los últimos años a nivel doméstico e internacional.
El Rangers ha nombrado a la firma londinense ‘Duff and Phelps’ como administradora de la entidad después de que la Hacienda del Reino Unido perdiera ayer en los tribunales su opción de nombrar a un administrador como consecuencia de la imposibilidad del club de pagar alrededor de unos once millones de euros en IVA del actual año financiero así como el dinero adeudado tras la operación de compra del propio club en mayo de 2011 por parte de su actual dueño, Craig Whyte.
La deuda total del Rangers con el fisco ronda los 90 millones de euros, de los que 58 son por defraudar al fisco mediante el uso de fondos de pensiones para pagar salarios de jugadores y empleados.
La consecuencia deportiva inmediata se produjo ayer mismo con el descuento de diez puntos al vigente campeón Rangers, sanción que le deja 14 por detrás del Celtic,líder de la Premier escocesa y su eterno rival, poniendo punto fin a sus aspiraciones de revalidar el título pese a seguir segundo.
La secretaria de Estado de Deportes británica, Shona Robison, no dudó en asegurar que se trata de “una situación preocupante para todos los que están involucrados en el fútbol escocés”.
El partido del sábado ha peligrado
El estado financiero del Rangers es tan malo que incluso la policía de Strathclyde le ha exigido garantías de que pueda pagar los costes del próximo encuentro, el sábado frente al Kilmarnock. El partido tendrá lugar finalmente tras alcanzarse un acuerdo.
En contraste, el Rangers continuó su actividad ayer con la compra del delantero francésDaniel Cousin, tras disputar la Copa de África con Gabón, con una paga semanal de unos 8.000 euros. Una operación que quizás sirve como ejemplo de las malas gestiones realizadas en los últimos meses por el club protestante de Glasgow, la segunda ciudad más importante de Escocia.
Fuente: http://eurosybalones.blogspot.com

Leave a Reply

Escuela Fútbol Rebelde
Fútbol, Ideas y Revolución
"El fútbol es la cosa más importante de las cosas menos importantes".
Arrigo Sacchi
Traducir
Contacto y Redes Sociales

Correo:

Correo

Twitter:

FRtwitter


Facebook
FacebookFR

Google+

Estadísticas del FR

estadisticasFR50 copia

BanderaFRondas

Twitter
Talleres y Actividades

AFICHE-SERIES-FR-Aclarado.jpg

El Fantasista40

ciclo cine FR

unete al estrella

Medios Populares

FR contra el capitalismo

barra lateral copia

AIT

againsfm copia

diegonofn copia

FR antiracista copia

anti-represion1 copia

no+afp1

mapuche copia

Internacionalismo
Translate »