Jean Beausejour: “Si no hubiera ganado la Copa, no tendría tribuna para hablar sobre la contingencia”.

En una entrevista que aparece en el sitio oficial de Azul Azul, Jean Beausejour Coliqueo, seleccionado nacional que desde siempre ha reivindicado sus raíces mapuche y haitiana, y que se caracteriza por tener mucha consciencia social, habló del fútbol, de su presente en la “U” y como no, de la sociedad actual, en general.
En la conversación, Jean Beausejour  comenzó comentando de sus orígenes deportivos, de cómo llegó a la “U” –cuando aún era un club deportivo y social- en una prueba masiva en Quinta Normal y en particular nos llamó positivamente la atención, la valoración que hace como persona de un lugar histórico para el club azul, pero ninguneado por la prensa que promueve el fútbol negocio, como el campo deportivo donde entrenó la “U”, hasta antes del 97, el mítico complejo ubicado en Vespucio con Las Torres, “El Sauzal”.
Lugar humilde, casi amateur, sin los lujos ni modernidad del actual CDA, muestra exacta de la crisis y el daño que generó la dictadura, tanto en el Club Deportivo como en la propia Universidad de Chile, pero que el Bose, recuerda en la nota como “un complejo super lindo, ya que sus características hacían que todas las series entrenaran de forma simultánea, lo que te daba la oportunidad de compartir con todos los cadetes de series mayores o menores, con los que hasta el día de hoy, sin ser necesariamente amigos, si nos encontramos, nos saludamos con cariño, producto de esa comunión que se generaba en el Sauzal”.

En ese mismo sentido, valoriza de gran forma el sentido comunitario que se daba en el fútbol antes de las SAD. “En ese tiempo, había un sentido de pertenencia único, donde el cadete se hacía parte de la institución con el papá, la mamá, todos participando…tengo hermosos recuerdos de esa etapa”.
En la entrevista, el doble mundialista, rompe el mito del supuesto desinterés de los futbolistas profesionales en temáticas político-sociales: “Yo no entraría a generalizar que el futbolista vive en una burbuja, y como en todas las profesiones hay personas que se interesan en el país que viven y otras que no lo hacen tanto. Yo sí, desde pequeño he tratado de hacerlo, porque mi familia me lo ha enseñado así, y como joven y referente para algunos tengo que dar señales de participación. Puedo estar más o menos de acuerdo con muchas cosas que pasan en el país, más o menos de acuerdo con el gobierno de turno, pero eso no significa no participar”.
Seguir a @futbol_rebeldeEn ese mismo sentido asume que es un afortunado por tener la posibilidad de decir lo que piensa: “Tengo la fortuna que las cosas que uno pueda decir tengan tribuna, privilegio que no todos los colegas tienen, que quizás tienen las mismas o más ganas de opinar de la contingencia y no tienen la oportunidad o la tribuna para hacerlo”.
Así mismo, crítica el valor que la da la hegemonía del pensamiento neoliberal al triunfo y el éxito en la sociedad actual, asumiendo que si en esta pasada no estuviera del lado de los exitosos tampoco tendría los espacios para opinar de política: “Ese es un error de la sociedad actual, que le da mucho valor al ganador. Seguramente si no hubiera ganado la Copa América, no tendría esta tribuna para hablar sobre la contingencia, esa tribuna se iría estrechando, por eso me siento un afortunado de poder decir cosas en medios deportivos o de contingencia para poder expresar lo que tengo que decir en un minuto dado”.
Respecto a su paso de Colo Colo a la “U”, planteó que, “no fue traumático, porque trato de pregonar con el ejemplo, en el tema de la tolerancia, trato de no descalificar, porque creo que podemos convivir todos con diferentes pensamientos políticos, con diferentes opciones de equipos”.
“También uno con este tipo de decisiones, aunque no lo quiera se dan señales, esto significa que los niños aprenderán que un jugador se pase de un archirrival al otro no es tan terrible, que no hay razones para que la gente de la U con la del Colo se tengan que odiar”, apelando a la educación social, que estos procesos pueden generar, sobre todo en los más pequeños.
Respecto, al desafío deportivo de llegar a una “U” a mal traer, opina que, “hoy se me expone como ganador, pero he tenido distintas experiencias. He fracasado, he tenido éxitos, y esa diversidad de experiencias,  enseña a manejarte en los momentos complicados, porque cuando se gana todo el mundo quiere estar y aparecer, pero es en lo momentos difíciles donde aparecen los que de verdad quieren estar a tu lado”.
Para finalizar la entrevista, agradeció el cariño desmedido que tiene gracias al fútbol y su compromiso con llevarlo de la forma íntegra posible: “Soy un agradecido de la vida, de los hinchas, de los clubes en que he pasado, y ese grado de agradecimiento es proporcional al grado de dedicación que le tengo a la profesión de futbolista.

Leave a Reply

Escuela Fútbol Rebelde
Radio Plaza de la Dignidad

    Fútbol, Ideas y Revolución
    Un entrenador genera una idea, luego tiene que convencer de que esa idea es la que lo va a acompañar a buscar la eficacia, después tiene que encontrar en el jugador el compromiso de que cuando venga la adversidad no traicionemos la idea. Son las tres premisas que tiene un entrenador. Napoleón no era un táctico, sino un estratega. Si tenía que cambiar, cambiaba. Eso vale para el fútbol también.
    Cesar Luis Menotti
    Traducir
    Contacto y Redes Sociales

    Correo:

    Correo

    Twitter:

    FRtwitter


    Facebook
    FacebookFR

    Google+

    Estadísticas del FR

    estadisticasFR50 copia

    BanderaFRondas

    Twitter
    Talleres y Actividades

    AFICHE-SERIES-FR-Aclarado.jpg

    El Fantasista40

    ciclo cine FR

    unete al estrella

    Medios Populares

    FR contra el capitalismo

    barra lateral copia

    AIT

    againsfm copia

    diegonofn copia

    FR antiracista copia

    anti-represion1 copia

    no+afp1

    mapuche copia

    Internacionalismo
    Translate »